No venceremos este virus si se deja que los países en desarrollo dependan únicamente de las donaciones de vacunas, especialmente dado que el Reino Unido solo ha donado seis millones de los 100 millones prometidos a la iniciativa Covax.

Todos los países deben tener las herramientas que les permitan producir vacunas Covid en casa y aumentar la producción si queremos tener una estrategia mundial de vacunas verdaderamente eficaz. Esto significa asegurarse de que tengan acceso a las patentes de vacunas.

Así que insto a Boris Johnson a que haga lo correcto y deje de bloquear la exención de los derechos de propiedad intelectual de la vacuna, al menos temporalmente, para permitir que los países en desarrollo fabriquen las vacunas ellos mismos.

Se trata de una cuestión de liderazgo mundial. Y con más de 100 estados, incluido Estados Unidos, apoyando la propuesta, está claro que Gran Bretaña se está volviendo cada vez más aislada al bloquear la exención para apoyar el acceso a las vacunas en todo el mundo.

De hecho, es lo mínimo que puede hacer el gobierno británico después de reducir brutalmente la ayuda y obstruir proyectos humanitarios en todo el mundo.

La aparición de la nueva variante de Omicron nos ha demostrado que, hasta que logremos la igualdad con las vacunas, pueden seguir surgiendo nuevas variantes.

Por lo tanto, es de interés para todos que compartamos las patentes de vacunas; será un paso importante para vencer al Covid-19.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *